No he olvidado tu aliento putrefacto
de los vasos de vino barato,
del efecto que producía en tus actos.
de haberte convertido en el bastardo
que nos amargó la vida a nuestro lado.
Aún asi creerás que fuiste un santo.
Hijo de puta insensato.
Si hubiera sido hoy, yo te mato.
En el coño de mi madre, sólo fuiste un rato.
En mi vida has sido tu el manto
que arropó mi odio a los bastardos
que como tú son mamarrachos.
Nunca me oiras decir, te extraño.
Y si crees que la has cagado. Exacto.
Soy más hombre que tú, maldito ingrato.
Tus hijos nunca serán mis hermanos.
Yo renuncio a ti en cada acto.
Nunca he olvidado, tu aliento putrefacto.
No eres más que un sucio borracho.

Anuncios

Me paso el día soñando.
A veces con otras vidas.
A veces que estás a mi lado.
En ocasiones desearía
no despertar de ese letargo.
Y permanecer en tu compañía,
para poder seguir amando
tus más dulces caricias,
y tus labios seguir besando.

Ti é-lo meu papanciño.
Meu querido cachorriño.
Meu adorado amiguiño…
Ti e lo meu Golfiño.
O que me da o seu cariño,
o que sabe se-lo meu meniño
Ti é-lo meu pequeniño.
O que me leva polo bo camiño.
O meu adorado canciño.
Grazas por se-lo meu filliño.

Lento.
Muy lento.
Casi quieto.
Como si no estuviera despierto.
Un ralentizado sueño…
El k.o. que te deja en el suelo…
Así me siento.
Como si no latiera mi pecho.
Muerto.
Pensamiento desierto.
Vacío de sentimiento.
Sutil tormento.
No pienso.
No siento.
Enmudecido lamento.
Tal vez nunca estuve despierto.
Tal vez siempre estuve muerto.
Tal vez esté vivo, pero sin aliento.

Delicioso silencio
Paz de bocas muertas
Ausencia de vanalidades
de improperios injustificados
Sordera selectiva
Evadirse de la estupidez humana
Soledad maravillosa
Ignorar al necio
Calma y reposo
Me pregunto quien nunca sobra
Y la respuesta eres tu
Complice y confidente en la locura
Hermana de alma
Salvavidas de soledad en un mar de gentes