Quizás

Córtame, por favor, las alas.
Haz realidad este maldito cuento de hadas.
Átame por siempre a tu cama.
Si eres tú, estoy dispuesto a la nada.
Desde que decidí olvidarte
lo único que consigo es recordarte.
Nunca jamás pretendí odiarte,
ni mucho menos lastimarte…
Pero tienes que ser tú. Solo tú.
La única persona que me ha dado luz.
La única mujer, que con su actitud,
logró levantarme de mi negro ataúd.
Tienes que ser tú…
Por tí aceptaría una vida de esclavitud.
Pero por favor, se tú.
Necesito perderme en tu mar azul.
Y si tan sólo estoy loco
aléjate de mí por siempre.
Sin tus labios todo es poco,
y vive torturada mi mente.
Por favor, se tú…
Y si no lo eres, sal de mi cabeza.
Pues sin tí perdí la luz.
Mi corazón se despieza.
Eres tú. Lo sé. Lo saben…
Los que tanto mienten que se callen!!
Yo sé que tienes que ser tú!
Esta sinrazón me está matando!
Mi cabeza a si misma se está torturando
por hallar explicaciones inexplicables.
por alcanzar metas inalcanzables.
Y si quisieras tu también volver a mi lado?
Recordar el qué, sin duda, fue nuestro mejor pecado?
Pero como puede ser?
acaso soy incapaz de olvidar tu piel?
Acaso mi locura gira en torno a tí?
Acaso nunca, sin tí, seré feliz?
Hoy te pediría que volvieras
Pero después de todo, quizás no quieras
recordar las tardes que nos volvimos locos,
reconstruir los pedazos de dos corazones rotos…
Quizás… sólo quizás…
Sólo y unicamente quizás

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s