Renaciendo

Hoy he vuelto a despertar,
y vi mi cama vacía.
Pero mi alma sonreía,
al ver una realidad:
Que no hay en mí, crueldad.
Y tampoco ya, apatía.
Ya no soy aquel espía,
que vigilaba tu caminar.
Vuelvo en mi a confiar,
y me gusta la luz de este día.
Aunque hay nubes, la alegría
veo en el cielo brillar.
Oigo un pájaro cantar,
y ello me inspira una poesía,
llena de esperanza y de alegría,
inspiración para mi caminar.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s